Imprimir

Hoy, todos los prejuicios que interesadamente lanzan para descalificar a la juventud han demostrado su más absoluta falsedad. A pesar de que la climatología no acompañó, con la mayoría del territorio del Estado sacudido por copiosas lluvias, viento y un descenso acusado de las temperaturas, la primera movilización convocada por el Sindicato de Estudiantes, hoy 22 de octubre, en defensa de la educación pública y por un futuro digno para la juventud ha sido un absoluto éxito.

 

Hoy, todos los prejuicios que interesadamente lanzan para descalificar a la juventud han demostrado su más absoluta falsedad. A pesar de que la climatología no acompañó, con la mayoría del territorio del Estado sacudido por copiosas lluvias, viento y un descenso acusado de las temperaturas, la primera movilización convocada por el Sindicato de Estudiantes, hoy 22 de octubre, en defensa de la educación pública y por un futuro digno para la juventud ha sido un absoluto éxito. granada.jpg

La huelga fue seguida en los institutos públicos por el 96% de los estudiantes. En la universidad el paro rondó el 70% de los estudiantes. Podemos afirmar rotundamente que de no ser por las intensas lluvias, hubiéramos tenido el movimiento estudiantil más importante desde las movilizaciones contra la guerra imperialista en Iraq . En Madrid la manifestación fue heroica. Sin parar de llover en todo momento, cerca de 10.000 estudiantes exigieron que la crisis la paguen los capitalistas. A la manifestación también se dirigió una trabajadora despedida del Gregorio Marañón, un representante del comité de empresa de Telemadrid y otro del comité de empresa del Canal de Isabel II, un representante de CCOO universidad y una dirigente de los estudiantes mexicanos. En Barcelona participaron más de 5.000 estudiantes, también bajo la lluvia, como en Valencia, con 2.500 estudiantes, Granada también 2500; Santiago de Compostela, 2000. 1500 en Málaga y en Vigo, 1200 en Bilbao y así hasta en 40 localidades del conjunto del Estado. En todas ellas el ambiente era muy combativo. Además a lo largo de los recorridos los trabajadores que podían ver a los estudiantes se contagiaban del entusiasmo que caracterizaba las manifestaciones. Los estudiantes rechazan los ataques que sufre la educación pública. Pero no sólo eso. Los estudiantes y jóvenes no van a permitir que la crisis la pague la clase obrera. Es vergonzoso que el gobierno del PSOE regale a los banqueros millones y millones de euros mientras el paro aumenta. Luego no hay dinero para la educación pública o para la sanidad. ¡Qué vergüenza! Es incomprensible que en este contexto, los dirigentes sindicales no estén luchando. Hay que unificar todas estas luchas: educación, sanidad, luchar contra el desempleo, las ERES, etc. CCOO y UGT tienen que convocar ya huelga general en todo el Estado. Por nuestra parte, la lucha continúa: El 13 de noviembre volveremos a tomar las calles. 

Visita la página del Sindicato de Estudiantes: www.sindicatodeestudiantes.org

VER VIDEO